Visor de contenido web

¿Cómo se gestiona el territorio forestal?

Monte de Utilidad Pública AL071 "Sierra de Bernia" (Altea)

La gestión forestal se concibe como el conjunto de actuaciones realizadas sobre el sistema forestal y que tienen por objeto el mantenimiento y mejora de uno o varios servicios ambientales suministrados por los ecosistemas y/o la persistencia de los procesos y funciones ecológicas y biológicas características de los mismos.

Las principales áreas que integran la gestión forestal sostenible de los montes son:

  • la prevención de incendios forestales (mediante la vigilancia, creación y mantenimiento de áreas cortafuegos, depósitos de agua, y otras infraestructuras para la prevención y extinción de incendios forestales),
  • los trabajos selvícolas,
  • la defensa y conservación del patrimonio público (montes de utilidad pública y vías pecuarias),
  • las actuaciones de restauración forestal,
  • la mejora fitosanitaria de los montes,
  • la conservación y adecuación de las infraestructuras de uso público
  • la divulgación y concienciación sobre el medio forestal.

La Ley Forestal clasifica los terrenos forestales en públicos y privados, en función de la pertenencia. En cuanto a la gestión que se realiza sobre ellos, puede realizarla la administración autonómica, independientemente de la titularidad de los terrenos, o bien pueden ser gestionados por otros entes públicos/privados.

El suelo forestal gestionado por la administración autonómica

La Conselleria de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural, gestiona un total de 575 montes con una superficie de 430.800 hectáreas, lo que supone un tercio del territorio forestal valenciano.

El que la administración autonómica gestione esta superficie, no quiere decir que sea propietaria de la misma, sino que se han establecido fórmulas de gobernanza que le encomiendan dicha gestión.

La superficie gestionada por la administración se concentra fundamentalmente en:

  • Los montes de Utilidad Pública de Ayuntamientos, que suponen dos tercios del terreno forestal gestionado por la Conselleria.
  • Los montes propiedad de la Generalitat (catalogados, o no).
  • Los consorcios y convenios con Ayuntamientos y particulares.
  • Los montes patrimoniales (de propiedad pública).
  • Los montes protectores (en la Ley Forestal está prevista esta figura para montes de propiedad privada, sin embargo todavía no se ha declarado ninguno).
  • Finalmente, dentro del terreno forestal gestionado se encuentran las vías pecuarias.

El Catálogo de Montes de Utilidad Pública es un registro público de carácter administrativo y regulado en el Reglamento de la Ley Forestal, siendo la principal fórmula de gestión empleada por la Conselleria. Actualmente, de los 575 montes gestionados, 446 se encuentran catalogados, lo que supone la consideración de dominio público. De este modo, el Catálogo supone, de por sí, una figura de protección del Medio Ambiente de primer orden.

Los montes de libre disposición

La superficie forestal no gestionada por la Generalitat es de 865.773 ha, que constituyen dos tercios del terreno forestal y tienen la denominación de montes de libre disposición, ya sean públicos o privados. Los montes de los particulares constituyen más de la mitad de la superficie forestal.

Generalmente, en dichos terrenos la gestión forestal la realiza directamente el propietario, no obstante, cada vez es más común la implantación de nuevas fórmulas de gobernanza como la custodia del territorio, la gestión asociativa o las concesiones públicas.